INCENDIOS Y ASEGURADORAS

 

La desclasificación del garaje es un documento obligatorio con un valor principalmente administrativo, es decir, se certifica que la instalación dispone de los elementos necesarios para que sea segura, pero a la hora de un siniestro lo que realmente va a hacer segura nuestra instalación es el correcto mantenimiento de los elementos que la componen y su actuación según lo estipulado.

En caso de ocurrir un incendio, empezará un largo proceso en el que se evaluará el foco del incendio, si fue provocado, si los vehículos afectados tenían seguro, si el garaje disponía de los elementos de seguridad necesarios, si disponía de las inspecciones reglamentarias favorables, etc. Es en este momento donde la desclasificación de zonas tiene mayor relevancia puesto que la normativa obliga a disponer de ella, y por tanto, no tenerlo puede ser motivo para que la aseguradora se desentienda por detectar irregularidades en la legalización de la instalación.

Además, para aclarar más este hecho, las aseguradoras especifican en sus cláusulas la necesidad de la correcta legalización de la instalación:

“El asegurador se reserva el derecho de verificación de toda la documentación y de requerir que la misma haya de presentarse debidamente legalizada.

“No quedan cubierta la responsabilidad civil por daños que resulten: … c) De la infracción o incumplimiento voluntario de las normas que regulen el mantenimiento, revisión o conservación de los bienes asegurados o de obligaciones laborales, ya sean contractuales o legales.”

Servicios

Realizamos el estudio y documentos de desclasificación de garajes que garantizan que la ventilación está suficientemente asegurada y por lo tanto cumple con las normativas vigentes.

Abrir chat